Intangibles y deporte

Un blog de Carlos Agrasar

Suscríbite al newsletter semanal

Turismo deportivo en la naturaleza… urbana

Cuando pensamos en turismo del surf inevitablemente nos vienen a la mente imágenes de playas paradisíacas, territorios naturales alejados de las ciudades en las que desconectar del estrés, practicar surf, bañarnos y disfrutar de bonitas playas. Sin embargo, hay una alternativa que me parece muy interesante: el surf urbano. Ciudades que cuentan con playas y olas de relativa calidad que además de ofrecer un turismo deportivo, completan su oferta con alternativas de turismo cultural, gastronómico, etc. Un caso es el de Donostia y la red World Surf Cities Network. Las olas de Donostia no pueden competir en tamaño y calidad con las de Nazaré o playas de Hawai, Australia, Costa Rica… Pero es precisamente el hecho de que sus olas sean más “dóciles” lo que le permite ofrecer esta práctica a un público mayor, menos experimentado en el surf. La suma de oferta deportiva y oferta urbana es un recurso turístico interesante para la ciudad.

Lo mismo ocurre con algunas ciudades que cuentan con anillos verdes extensos y de calidad o entornos montañosos cercanos. A la habitual oferta turística de la ciudad suelen añadir actividades de senderismo o de bicicleta de montaña en estos entornos. Si además por ellas pasa un río limpio, la oferta puede complementarse con actividades acuáticas.

Turismo deportivo en el Deporte Cívico

Aplicando el concepto de Deporte Cívico en una ciudad, una de las dimensiones que es necesario trabajar es la relación entre deporte y turismo: ¿Qué es el “turismo deportivo”? ¿Cuánta gente dedica sus vacaciones a hacer deporte? ¿Cuál es el peso del deporte a la hora de decidir un destino turístico? ¿Qué estrategias desarrollar para que el deporte sea un factor de atracción turística? Con estas reflexiones he andado ocupado los últimos meses, en un proyecto de aplicación del concepto de Deporte Cívico en una ciudad con un importante carácter urbano y un pasado industrial que marcan su identidad.

La organización de eventos deportivos ha sido un recurso habitual en las últimas décadas para las ciudades con un pasado industrial que trataban de mostrar su reorientación hacia un nuevo modelo económico basado en los servicios o en las nuevas tecnologías. Sin embargo, más allá del recurso “imaginario” (de crear imagen) ¿cómo el deporte puede ser un atractivo real (de atraer efectivamente) de estas ciudades?

En este proyecto de Deporte Cívico con el que hemos estado trabajando la Estrategia del Deporte PARA la ciudad, es decir, el deporte para la mejora de la calidad de vida en la misma, hemos analizado y propuesto actuaciones en muy diferentes ámbitos y la relación turismo-deporte era uno de ellos. Una línea sobre la que estamos trabajando y que me parece especialmente interesante es la posibilidad de trabajar el turismo deportivo en la naturaleza desde la ciudad.

La idea de turismo deportivo en la naturaleza ha estado íntimamente ligada a un turismo en entornos rurales, alejados de la ciudad y desde una sensibilidad post-moderna en la búsqueda de experiencias únicas y alejadas de la realidad habitual de las personas.

De la noticia publicada en Economíaenchandal.com (08.01.17), firmado por Juanma Murúa.

Se puede leer completa en: https://economiaenchandal.com/2017/01/08/turismo-deportivo-en-la-naturaleza-urbana/

Compartir...Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Share on Facebook0Share on LinkedIn0Email this to someone

Deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *