Intangibles y deporte

Un blog de Carlos Agrasar

Suscríbite al newsletter semanal

Seis lugares en los que puedes hacer deporte como Dios te trajo al mundo

“Si aprovechas el veranito para tomar el sol y darte un chapuzón sintiéndote libre y salvaje como una gacela, quizás te interesa saber que el nudismo no es algo que solo se ciña a unas cuantas playas y a unos pocos campings y pueblos naturistas. También existen lugares y eventos en los que puedes practicar deporte en pelota picada, siempre y cuando consideres que el vaivén de algunas zonas de tu cuerpo no es molestia alguna.

1. Gimnasios nudistas
Gimnasios en los que solo debes llevar una prenda: una toalla, para no dejar tu sello ahí donde te sientes. Nudfit fue el primero de todos ellos. Se abrió en Ámsterdam, ciudad siempre caracterizada por su tolerancia. En España abrió Easy Gym, en Agorriaga, Vizcaya, aunque sin demasiada fortuna. Más éxito ha tenido el spa y gimnasio nudista Naked Spa, en Madrid.
2. World Naked Bike Ride
Londres acoge cada año, con mucho éxito, esta curiosa marcha ciclista en la que el sillín va pegadito al culo, literalmente. Un dato curioso: este año se echó a un participante por sufrir una erección durante la marcha. Otras ciudades como San Francisco o Ámsterdam también han acogido esta iniciativa.

3. Carrera nudista de Sopelana – Trofeo Patxi Ros
Esta es la prueba deportiva nudista más célebre y consolidada en España, con repercusión a nivel internacional. La carrera conocida como ‘La Salvaje’ son 5.000 metros (2.500 en categoría infantil) sobre la arena dura en bajamar de la Barinatxe, una importante playa de Sopelana, Vizcaya. Los runners se equipan solo con el calzado necesario y gafas de sol para correr como si fueran Adán y Eva.”º
De la noticia publicada en Marca Buzz (14.07.15).

Se puede leer completa en:
http://buzz.marca.com/6-lugares-en-los-que-puedes-hacer-deporte-como-dios-te-trajo-al-mundo/1016

Compartir...Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Share on Facebook0Share on LinkedIn0Email this to someone

Deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *