Intangibles y deporte

Un blog de Carlos Agrasar

Suscríbite al newsletter semanal

La hora de los presidentes ‘galácticos’: Garbajosa, Carballo y… ¿Rafa Pascual?

«En Japón, 300 personas le esperaban en los hoteles», se escucha al paso de Rafa Pascual, rememorando aquellos días de finales de los 90. Galáctico del voleibol antes de que existiesen los galácticos, mejor jugador del mundo en 1998, campeón de Europa en 2007, acumuló 537 internacionalidades a lo largo de dos décadas con España -sólo el waterpolista Manel Estiarte presume de más partidos con una selección nacional (580)-. Y el ex jugador, el mito, Rafa Pascual, es hoy un aspirante a presidir la Federación de voleibol.

Empresario de éxito -este martes, de hecho, presentó su candidatura en La Chalana, uno de sus restaurantes en la capital-, vuelve al deporte atraído, dice, por el hartazgo de varios sectores, que le ha impulsado a presentarse en una «candidatura relámpago». Enfrente, Agustín Martín, presidente de la Federación desde hace 16 años. Hasta el día de las elecciones, en la Asamblea del próximo 18 de diciembre, disputará una dura lucha contra el rutinario «es lo que hay» que, según su criterio, está instalado como lastre. «Agustín no piensa en el voleibol, él está pensando sólo en salvar su Presidencia».

El carismático jugador madrileño (1970), con experiencia profesional en hasta siete países y con 20 clubes desde España a Japón, de Italia a Puerto Rico, buscará el ‘sí’ de 69 votantes algo temerosos. «Me consta que pueden sentir miedo a represalias. Si pides el voto a nivel personal estás poniendo al votante entre la espada y la pared. Yo no voy a hacer eso, les diré: ‘Confía en mí’», explica, en conversación con este periódico, Rafa Pascual, que se coloca en la senda que, recientemente, han transitado con éxito otros de su estirpe. Deportistas que fueron ídolos toman el poder en los despachos federativos.

Jorge Garbajosa, presidente del baloncesto desde el pasado 9 de julio, ex jugador del Unicaja, los Raptors (NBA) y el Madrid, entre otros, perdió contra Rusia la final del Europeo de 2007 el mismo día que Rafa Pascual conquistaba, precisamente en Rusia, la única medalla de la historia del voleibol español.

Jesús Carballo, ex gimnasta, también madrileño, también medallista mundial (en barra, en 1999), lleva seis años al frente de la Federación Española del deporte que le encumbró. Sólo se le resistió el podio olímpico, prohibido por una grave lesión de rodilla antes de los Juegos de Sydney, en 2000.

(…)

Nada garantiza la celebridad previa ni la asiduidad en los podios, aunque no es mal punto de partida. Pascual, contundente, proclama: «El deporte debe estar en manos de los deportistas. Hemos estado muy aislados, totalmente». Más allá del pasado como deportistas profesionales de los candidatos, estamos ante un claro relevo generacional. Garbajosa (38 años) sustituyó a José Luis Sáez (56), Pascual se mide a Agustín Martín (60) y el caso más llamativo: Raúl Chapado, de 46 años, buscará sustituir a José María Odriozola, 31 años mayor que el ex atleta abulense. En poco más de dos meses, Rafa Pascual quiere seguir el camino de otros veteranos deportistas de élite en varias Federaciones. Una nueva generación con nostalgia de muchas tardes de gloria en la pista.

 

De la noticia publicada en El Mundo (05.10.16), firmada por Carlos Peralta.

Se puede leer completa en:
http://www.elmundo.es/deportes/2016/10/05/57f425d622601d95378b45d8.html

Compartir...Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Share on Facebook0Share on LinkedIn0Email this to someone

Deja un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *