Se ha celebrado hace unos días en Madrid un congreso dedicado a analizar la necesidad de dotar a nuestro país de “Un nuevo marco jurídico para el deporte español”, que patrocinaban el Consejo Superior de Deportes y el Comité Olímpico Español, con sus máximos responsables al frente: el Secretario de Estado para el Deporte, José Ramón Lete, y el recién reelegido como máximo responsable del olimpismo español, Alejandro Blanco. Daba gusto verlos remar juntos, si lo comparamos con la anterior etapa de falta de entendimiento entre dichas instituciones. Y coincidir en la necesidad de contar cuanto antes con una nueva Ley del Deporte que venga a sustituir a la actual, hoy obsoleta.

El director del curso, al que asistieron gran cantidad de representantes de diferentes deportes y de empresas vinculadas a nuestra industria deportiva, fue Alberto Palomar, catedrático de la Universidad Carlos III y personalidad reconocida en el mundo jurídico vinculado al deporte.  Quizá una frase del profesor resume mejor que nada el estado de la cuestión: “El estado debe buscar un cierto protagonismo en la búsqueda de objetivos comunes, bajo tres conceptos: cooperación, coordinación y colaboración. Necesitamos un plan general con objetivos comunes, con independencia de quien los ejecute”.

– Leer más –